[accordion] [pane title=”1. ¿No es muy difícil poner al bebé en un fular? ¿Es seguro para mi bebé?” start=open]

Los nudos básicos (como el preanudado) te permiten coger confianza con el fular. Una vez te lo hayas puesto un par de veces, verás como es muy fácil y rápido. Con una buena colocación y anudado el bebé está seguro.

[/pane] [pane title=”2. ¿No va muy apretado?“]

A tu bebé le gusta estar pegado a ti, escuchar los latidos del corazón y sentirse como cuando iba en la tripa de mamá. Si el bebé es más grande, puede ir más separado y mirando lo que hay a su alrededor (que no mirando hacia delante).

[/pane] [pane title=”3. ¿No se hará “dependiente” de los brazos si lo porteo mucho desde el principio?“]

No. Todos los bebés necesitan ser llevados en brazos (piensa que antes no había carritos). Es el paso evolutivo natural. Respetarlo hará que el niño se sienta más seguro y más predispuesto a ir “avanzando”.

[/pane] [pane title=”4. ¿Y en verano?“]

Para el verano hay nudos más fresquitos y nuevos fulares y bandoleras con tejidos para los días de calor. ¡¡Incluso para meternos en la playa con ellos!!

fular de agua

[/pane] [pane title=”5. ¿Puedo ponerlo desde el primer día?“]

Sí, ayudarás así a favorecer la lactancia y tu hijo se sentirá mejor pegado a ti, escuchando tu corazón y con el vaivén que tenía en la barriga. Estará más relajado y seguro. Es una práctica muy recomendada y beneficiosa para practicar el método canguro en caso de bebes prematuros.

metodo canguro

 

 

[/pane] [/accordion]

 

¿Tienes más preguntas? No dudes en contactar, te la resolveremos y la añadiremos si puede ser útil para otros papás.

Envía tu consulta a través de nuestro formulario de contacto.